La Oración De Fe Para Recibir La Salvación

La oración de Fe es tomar la decisión para obtener la salvación, y confesar la fe en Jesucristo, que está involucrado en la determinación de un corazón de una persona. Eso quiere decir que es la oración producto del fruto del arrepentimiento de los pecados, y desea recibir el perdón de pecados por Dios.

“Que si confesares con tu boca que Jesús es el Señor, y creyeres en tu corazón que Dios le levantó de los muertos, serás salvo. Porque con el corazón se cree para justicia, pero con la boca se confiesa para salvación” (Romanos 10:9-10)

Cuando una persona decide seguir a Jesucristo y lo declara como el único Salvador es suficiente para poder realizar la oración de fe, y de esa forma cambiar su vida donde Dios se convertirá en el centro de su vida, permitiendo que el Espíritu Santo lo lleve a la salvación eterna.

“Y sacándolos, les dijo: Señores, ¿qué debo hacer para ser salvo? Ellos dijeron: Cree en el Señor Jesucristo, y serás salvo, tú y tu casa” (Hechos 16:30-31)

Índice

    La Oración de Fe

    La Oración de Fe

    La oración de fe en un acto de confesión oral que permite a la persona arrepentirse de sus pecados, y aceptar a Jesús como su único y suficiente Salvador, cumpliendo lo que está establecido en la palabra de Dios, indicando que todo aquel que recibe a Jesús en su vida es constituido como hijo de Dios.

    “Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios” (Juan 1:12)

    Al hablar de la oración de fe se debe saber que se convierte en la oportunidad que tiene una persona en recibir sanidad de Dios, ya que por medio de Jesucristo podrá ser levantado y transformado como lo enseña la Biblia, trayendo consigo sanidad a todo el que está enfermo en pecados, rompiendo las cadenas de impiedad que los tenía encadenado y atrapados en las tinieblas.

    “La oración de fe sanará al enfermo y el Señor lo levantará. Y, si ha pecado, su pecado se le perdonará” (Santiago 5:15)

    Asimismo, cuando una persona decide hacer la oración de fe recibirá a Jesucristo en todas las áreas de su vida, y debe realizarla con voz audible, con mucha fe en el Señor, ya que de ese modo las cosas viejas pasarán y todas las cosas serán hechas nuevas como le dice su palabra, cumpliendo el propósito por el cual Dios los ha traído a la tierra.

    “De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es: las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas” (2da. Corintios 5:17)

    Producto de esa fe con la que hace esa oración, la persona se convertirá en esa nueva criatura en Cristo Jesús, es decir que tendrá un nuevo nacimiento espiritual, cumpliendo el mandato que Jesús le dio a Nicodemo, a quien le explicó que para ver el reino de Dios, debía nacer de nuevo.

    “Respondió Jesús: De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere de agua y del Espíritu, no puede entrar en el reino de Dios. Lo que es nacido de la carne, carne es; y lo que es nacido del Espíritu, espíritu es” (Juan 3:5:6)

    La oración de fe es el boleto o transferencia que tienen todas las personas para mostrar su dependencia de Dios, es decir que para conocer el plan de salvación, ingresar al libro de la vida y ser parte de esos escogidos en llevar las buenas nuevas a todas las personas, lo primero que deben hacer es la oración de fe.

    “Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado: y he aquí, yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén” (Mateo 28:19-20)

    Procedimiento para realizar la Oración de Fe

    La Oración de Fe

    Para hacer la oración de fe en una persona que no conoce de Dios, se deben cumplir algunos pasos que permitirá recibir a Jesucristo como su Salvador, y los pasos son los siguientes:

    • La persona debe reconocer que es pecador, y que necesita ser transformada su vida por completo.
    • La persona cumpliendo la palabra de Dios deberá reconocer a Jesús como el hijo de Dios, quien murió por él para salvar su alma de las tinieblas.

    “Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en Él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna” (Juan 3:16)

    • Debe realizar la oración de fe confiando en que Jesús es el Señor y Salvador de su vida, reconocer que no hay otro nombre sobre la tierra y fuera de ella más poderoso que el de Él.

    “que si confesares con tu boca que Jesús es el Señor, y creyeres en tu corazón que Dios le levantó de los muertos, serás salvo. Porque con el corazón se cree para justicia, pero con la boca se confiesa para salvación” (Romanos 10:9-10)

    Con cada uno de estos pasos podrá realizar lo oración de fe de forma efectiva, comprendiendo que este acto le traerá el perdón de sus pecados, donde su vida pasará de morir al mundo a vivir en Cristo, dando ese primer paso que le permitirá recibir todo lo que Dios le ha preparado para su vida.

    Ejemplos de la Oración de Fe

    La Oración de Fe

    A continuación se darán algunos ejemplos de como debería estar estructurada la oración de fe.

    Primer Ejemplo

    “Querido señor Jesús en este día me encuentro delante de ti con un corazón arrepentido, de toda las cosas malas que había hecho. Hoy te pido perdón por cada uno de mis pecados que he cometido y han deshonrado tu nombre.

    Hoy con mis manos levantadas reconozco que necesito ayuda y solo por medio de ti Jesús es que la puedo tener. Hoy Jesús te entregó mi vida ante ti y reconozco que eres tú mi único y suficiente Salvador.

    Quiero mi Señor Jesús que borres mi nombre del libro de la muerte y lo inscribas en el libro de la vida, y de esa forma recibir esa corona de vida que has prometido a tus hijos, porque quiero honrarte cada día de mi vida.

    Te doy gracias Señor porque desde este día he resucitado de entre los muertos, y soy una nueva criatura en ti. Hoy levanto mis manos y mi voz en victoria, porque tú me viniste a rescatar y seré tuyo hasta el fin de los tiempos, hoy lo declaro en el nombre poderoso de Jesús” Amén.

    Segundo Ejemplo

    “Jesús en esta hora me encuentro delante de tu presencia, hoy estoy agradecido por el sacrificio que hiciste en esa cruz por mí. Hoy quiero saldar mis deudas delante de ti, y pedirte perdón por cada uno de mis pecados. Deseo pasar de muerte a vida, porque sé que a través de ti es que podré tener la vida eterna.

    Con mis manos levantadas hoy reconozco delante de los hombres y delante de ti que eres tú Jesús mi Salvador. Hoy te pido que entres en mi vida y la transformes por completo, que tú Espíritu Santo venga a mi vida y cambie todo lo malo en bueno, y que pueda ser un ejemplo de tu poder en la tierra.

    Señor gracias te doy porque hoy has borrado mi nombre del libro de la muerte, y lo has escrito en el libro de la vida trayéndome liberación de las cadenas que me oprimían y me llevaban en hacer lo malo. Hoy declaro que soy libre y soy una nueva criatura en Cristo Jesús.

    Gracias te doy Señor por tu amor, por tu sanidad, por tu paz, por tu prosperidad, y por mí liberación que ha sido establecida desde el día de hoy, en el nombre de Jesús” Amén.

    Tercer Ejemplo

    “Poderoso Dios de este día te doy gracias por permitirme vivir, y por eso me encuentro delante de ti para pedirte perdón por cada uno de mis pecados. Hoy quiero que mi alma sea limpiada por completo y dejar las cosas malas que antes hacía, hoy quiero caminar en tu camino Jesús, que es la verdad y la vida.

    Hoy declaro que Jesús es mi único y suficiente Salvador, te pido que entres en mi vida y cambies todo de mí, hoy entrego la llave de mi corazón y de mi alma para que la limpies y purifiques por completo, porque quiero ser un servidor tuyo todo los días de mi vida.

    Te pido mi Dios que seas tu Señor borrando todos los pecados de mi vida, y que me inscribas en el libro de la vida, y no lo borres jamás, y te pido que mi nombre lo quites del libro de la muerte, para yo caminar confiado en ti Señor porque quiero vivir la vida eterna contigo.

    Te doy gracias porque tu amor es inigualable, y hoy que llegué a tu presencia con un corazón arrepentido y humillado, lo has recibido sin reproche y con agrado. Por eso gracias te doy por ello creyendo que mi vida de ahora en adelante será otra, lo declaro en el nombre poderoso de Jesús” Amén.

    Luego de leer estas líneas se puede decir que la oración de fe es un acto de reconocimiento del amor de Dios en la vida de la persona, convirtiéndose en el mayor acto de fe, donde podrán tener la oportunidad de entregar su vida a Jesús y poder recibir esa corona de vida que Él ha prometido a todos.

    También puedes leer: 5 Oraciones de Bendiciones de Dios

    Será una nueva vida llena de la presencia de Dios, que será mostrada a través de su amor, paz, prosperidad y cada una de las bendiciones que Él ha prometido a todos aquellos que lo reciben en su vida.

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Go up